música          cine          libros y comics          hemeroteca          contraportada
     mundodisco     en vivo     reportajes     agenda

BEACH HOUSE

Teen Dream

Sub-pop, 2010

 

Texto: Marcos Ripalda

 

Primera canción: “Zebra”. Me tienen. Y me digo: si el disco las tiene parecidas, va a ser maravilloso. En efecto. Y las hay hasta mejores. Según gustos, claro. “Take Care”, por ejemplo, inmejorable cierre de un trabajo sobresaliente. O sea, que no sobra (apenas) nada. Esto es lo importante. Un disco de pop (casi) perfecto. Aun hoy. Con lo que ha llovido. Es el pop que sueñas que haces. Bueno, que sueñan otros. Ay, ellos que pueden. Si Animal Collective inyectaron al pop de esta década psicodelia electrónica, ruiditos raros y coros tribales pasados por The Beach Boys, Victoria Legrand y Alex Scally, de Baltimore, Estados Unidos, le ponen sensibilidad narcótica sobre un lecho de tierno hojaldre. Un deleite de melodías que pueden gustarle a los peques de la casa. Bienvenidos The Magnetic Fields en versión celestial (sí, aún más, sin desmerecer a Merritt, que es un genio indiscutible). Tienen el estribillo perfecto. Un inciso: me encanta lo que leo al respecto de este disco: que percibes con su escucha “todas las fiestas de mañana y la resaca de ninguna”. Sí, porque no duelen, no exigen esfuerzo o formación previa, no tienes que haber recorrido un largo camino de investigación (sic), de musculación del oído, para que nos entendamos. Son perfectamente asimilables, pero no pasarán, intuyo, del reducido circuito de esos enteraos entre los que abunda, conste, el buen gusto y la pulserita festivalera de edición limitada. Sólo tienes que poner el oído. Acariciarían, si se pudiera, el cielo. Si crees en los ángeles, perfecto: se han materializado, les puedes poner un rostro; si no crees, mejor: ya es hora de que creas, infiel.

 

 

 

Derechos Reservados Octubre 2005 © www.plataforma21.com e-mail: contacto@plataforma21.com